Son muchos los que piensan que los orígenes del K-pop son casi propiedad de Psy, el artista romperécords que arrasó en las pistas de baile con 'Gangnam Style', pero casi 20 años antes ya estaba sonando fuerte el nombre de Kim Gun Mo. El cantante, de 51 años, se hizo muy popular en los años 90 con sus temas maquineros y electrónicos, y durante muchos años estuvo reconocido por el Libro Guinness como el artista coreano más exitoso.

 

Sus hits sonaron durante décadas en las discotecas asiáticas, y en 2016 volvió a estar en primera línea gracias al show televisivo 'My Ugly Duckling', un reality con altas dosis de risas y buen rollo. Sin embargo, en los últimos días la cosa se ha puesto mucho más seria por unas acusaciones de acoso sexual que han puesto patas arriba la vida del artista y han provocado su expulsión de este programa.

La cadena SBS explicó que como Kim Gun Mo tampoco salía en todos los episodios, tampoco lo consideran una baja importante para el show. Pero su madre (que también aparecía en el programa) ha sido otro de los recortes que han confirmado los responsables de 'My Ugly Duckling'.

Todo viene después de que una mujer cuya identidad permanece en el anonimato denunció a Kim por haberla violado en 2016. Lo que sí ha trascendido es que era una camarera de un local en Gangnam, el barrio más pijo de Seúl, y después de que viera la luz esa demanda, otra mujer interpuso otra denuncia por un acoso sexual que dice haber sufrido por parte del artista en 2007, mientras ella trabajaba en un local de entretenimiento para adultos.

 

Kim hasta ahora se ha defendido de las acusaciones diciendo que son todas falsas, anunciando demanda contra lo que él considera difamaciones. Aun así, por todo el jaleo causado a causa de este tema, ha cancelado varias apariciones públicas que tenía previstas en las próximas semanas.