Lady Gaga se ha convertido en la reina disco de 'Chromatica', su sexto álbum donde nos transporta a un universo de electropop multicolor.

 

Con los adelantos 'Stupid Love', 'Rain On Me' y la sorpresa de 'Sour Candy' junto a BLACKPINK, ya se podía intuir que con este disco vendría cargado de canciones muy pero que muy bailables.

El lanzamiento de 'Chromatica' es una fiesta para los 'Little Monsters', que están celebrando que Lady Gaga haya vuelto a ser la misma diva de estilo camp y ventiladores de antes. Este disco supone la vuelta de Lady Gaga a la música desde que publicara en 2016 Joanne, y después de haber ganado un Oscar a mejor canción por 'Shallow' en 2019.

Lady Gaga ha pedido a sus fans que escuchen el disco desde el principio hasta el final y reconoce que los temas abordan "su verdadera historia": "Por favor, escuchad desde el principio hasta el final, no hay necesidad de barajar, es mi verdadera historia".

 

'Chromatica' está dividida en diferentes partes: tres canciones instrumentales (que podrían ser perfectamente la banda sonora de cualquier película de fantasía) separan las canciones que componen en álbum. A lo largo de los 43 minutos que dura el disco, la cantante habla de temas como el feminismo, relaciones amorosas que han terminado con un final doloroso y el consumo de medicamentos.

Al igual que 'Rain On Me' junto a Ariana Grande es un himno para aceptar los malos momentos y recobrar la fuerza necesaria para salir adelante, '911' supone dejar constancia de uno de los momentos más duros de la artista tras tener que recurrir al número de emergencias.

 

De las tres colaboraciones anunciadas, la única que nos quedaba por conocer era 'Sine from above' junto a Elton John, un tema que ha vuelto como locos a los fans de la cantante.

Estas han sido algunas de las reacciones de los 'Little Monsters':