Flooxer Now » Actualidad

AKA TOASTY TIME

Muere por COVID a los 36 años Bashuverse, youtuber y streamer de Minecraft

El veterano creador, con un millón y medio de seguidores, luchaba contra el coronavirus en el hospital desde hace semanas, cuando fue ingresado por neumonía.

Brandon Ashur, en una foto reciente

@ToastyTime / Twitter Brandon Ashur, en una foto reciente

Publicidad

Las decenas de miles de fans de Brandon 'Bashuverse' Ashur llevaban unas cuantas semanas con la mosca detrás de la oreja. El especialista en Minecraft anunció en agosto su ingreso en el hospital después de haberse contagiado de COVID-19, y aunque contaba que la batalla no iba todo lo bien que quería, a través de sus redes sociales actualizaba frecuentemente sobre su estado.

 

Después de más de dos semanas sin saber de él, ha sido su familia la que ha confirmado que Bashuverse (también conocido como ToastyTime o simplemente Toasty) falleció la noche del lunes 13 de septiembre. "Mi hermano luchó contra el coronavirus, y lamentablemente perdió la batalla", escribía en Facebook su hermana Anesa. "No puedo creer que esto esté pasando, era una persona maravillosa. Es una persona maravillosa".

 

"Hay tantas cosas que podría decir, pero creo que no existen palabras para expresar lo que quiero", añade, y se lamenta de los estragos que estamos sufriendo a nivel mundial con la plaga COVID. "¿Por qué esta bestia es tan terrible? ¿Por qué tuvo que tocarte a ti? Con todos los desafíos a los que te enfrentaste en tus 36 años, jamás imaginé que te perderíamos en una pandemia".

 

Brandon llevaba más de diez años en YouTube, y su auge en aquella plataforma coincidió con el lanzamiento de un juego que todavía hoy sigue siendo número uno: Minecraft. La fama le llegó gracias a unas series guionizadas por él mismo similares en estructura a lo que hoy son Tortillaland o Karmaland, por lo que muchos le consideraban un pionero en el género del roleo.

Agobiado por la exigencia de la plataforma, y por una fea polémica que le acusaba de haber asaltado sexualmente a una niña (algo jamás confirmado), Toasty se tomó varios descansos lejos de las plataformas de streaming que sin embargo no afectaron a su popularidad dentro del sector.

 

Buena prueba de ello es el calor con que sus seguidores acogían cada actualización que hacía desde primeros de agosto, cuando le fue diagnosticado el positivo en COVID. En sus idas y venidas del mundo streamer logró unos muy respetables 170.000 followers en Twitch, y más de millón y medio le seguían en YouTube.

Publicidad