Flooxer Now » Actualidad

¿QUÉ SE PAGA?

Las "propinas" de Twitter y YouTube, explicadas con memes

Ambas plataformas imitan el modelo de Twitch para que sus creadores no se muden definitivamente. Las reacciones no tienen precio.

YouTube estrena las propinas a creadores

Freepik YouTube estrena las propinas a creadores

Mayo puede ser un mes histórico para las redes sociales. Twitter y YouTube están buscando activamente que sus usuarios no busquen hacer dinero lejos de sus dominios, y han copiado -a su manera- la manera de contentarles que tiene Twitch.

 

Es a través de pequeñas donaciones, algo que la plataforma de Amazon ha tenido desde el primer día, y que ha servido para que los creadores más famosos se saquen un dinerillo importante. Y lo que es más importante: que estén cómodos haciendo horas de stream.

 

Aunque todavía están haciendo pruebas, en algunos canales seleccionados de YouTube ya existe la posibilidad de activar el experimento. Puede hacerse para restringir el chat a gente que aporte una cantidad, y cambiar la configuración durante un directo. Eso sí, desde la compañía avisan que todavía es una función en pruebas y puede haber algún fallo.

 

En Twitter, el sistema de propinas -conocido como Tip Jar- ya ha despertado el cachondeo de multitud de creadores, que andan incluso vendiendo memes al peso. Menos gracia les hará saber que, por error, la empresa ha dejado al descubierto multitud de cuentas de PayPal con los datos de los usuarios.

 

Avisados del problema, desde la compañía han puesto una advertencia cada vez que se intente hacer una donación, para que no haya usos fraudulentos de las cuentas. Si te da por soltar algo de pasta a un tuitero que te hace gracia, al menos asegúrate de que no se te va demasiado dinero...

 

El proceso de prueba para ver qué tal funcionan estos sistemas se va a alargar durante varias semanas, y si no surgen más problemas se irá aplicando paulatinamente a todas las cuentas. Quién sabe, lo mismo es un buen momento para hacerse streamer...

 

Visto de lejos, eso de las donaciones que tanto YouTube como Twitter están intentando aplicar parece un movimiento desesperado para mantener a sus talentos lejos de Twitch, que a día de hoy sigue siendo la plataforma más valorada para (casi) todos los creadores en la cima.