Alan es un pug que tiene unos nueve años y vive en Austin, la capital de Texas, en Estados Unidos. No tiene ojos, pero se desenvuelve muy hábilmente a pesar de tener este impedimento. Sus dueños están muy orgullosos de su perro, y en el vídeo superior puedes apreciar cómo se las ingenia para desplazarse por su casa sin hacerse daño ni tener accidentes.

Los dueños de Alan, Mark Shockley y Beth Legacki, adoptaron al pug hace tres años, cuando tenía seis. Respecto a la razón de por qué no tiene ojos, ellos cuentan que Alan los perdió en un ataque con otro perro. Este incidente sucedió antes de que el pug fuera adoptado por esta nueva familia a través de la organización Pug Rescue de Austin.

A pesar de que Alan no puede ver, sus dueños aseguran que el perro "se mueve con coraje y confianza". Mark y Beth están totalmente fascinados con la habilidad que tiene su perro, al que consideran "una verdadera inspiración".

Cuando llegó a su nueva casa, Alan tardó unos días en adaptarse a ella. Sin embargo, rápidamente aprendió el diseño de la misma y memorizó su entorno, cuentan sus dueños. "Raramente duda cuando se desplaza", comentan Mark y Beth. Además, estos dueños tienen otros perros y aseguran que Alan es uno más de la pequeña manada.

Alan es un perro valiente que vive una vida normal, a pesar de su condición física. Según sus dueños, le gusta pasar tiempo en el sofá y no se detiene por su falta de ojos. Mark y Beth ven a su pug como una fuente de inspiración, ya que su discapacidad no le detiene para moverse por la casa o jugar con los demás perros.

En el vídeo superior puedes ver lo tierno que es Alan y cómo se desenvuelve fácilmente a pesar de su condición física.

© shocklach/Newsflare 2020

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Convierten una habitación de su casa en una piscina para pasar la cuarentena fresquitos

Este perro juega al Jenga mejor que tú