ALLÍ ESTAREMOS

Bustamante contra Mister Jägger: la pelea más misteriosa de la Velada del Año 2

El combate más esperado es también el más misterioso, ya que ambos contendientes han hablado entre poco y nada sobre su entrenamiento. La audiencia se divide para encontrar un favorito.

Busta vs. Jagger, el momento más esperado

Busta vs. Jagger, el momento más esperado Kosmos

Publicidad

A unas horas del pesaje para la Velada del Año 2, el evento principal (main event, como dicen ellos) del encuentro sigue siendo un misterio. Mister Jägger volverá a encomendarse a la fuerza del brócoli (á) y del Doraemon de Guadalupe para vencer al temible y muy mazado David Bustamante.

El perturbado entrañable top en Twitch contra el triunfito más veterano, un encuentro que ni en la más remota de las fantasías podíamos soñar. Y ojo, que estamos hablando de Jägger, que imaginación no le falta, pero la fama planetaria de Ibai es la que ha logrado juntar semejante dúo.

El vasco contaba hace unos meses las descabelladas alternativas que Piqué y él planteaban a la baja de Jaime Lorente, una espantada que a día de hoy no tiene explicación oficial ni disculpa pública. Como si no hubiera pasado nada...

Por suerte ahí estaba atento el de San Vicente de la Barquera, un cantante muy querido por el público y que a sus 40 años sigue muy en forma (en más de un sentido). Su loquísima confirmación no provocó ni un pestañeo por parte de Jägger, favorito de los aficionados desde que el año pasado mandase sobradamente en el ring contra Viruzz.

De hecho, ninguno de los dos se ha pronunciado más allá de bravuconadas típicas del sector, y mucho más del noble arte. El madrileño, chuleando de alimentarse exclusivamente de hortalizas (ya sabemos que no va en serio), mientras que Busta asegura que no piensa en el boxeo mientras toma café con las manos enfundadas en guantes de boxeo. Teatrillo del que a todos nos gusta.

Esa ausencia de información sobre sus prácticas y demás es habitual desde que el año pasado Jägger llegara por los pelos al peso mínimo acordado, después de ni siquiera decir dónde entrenaba, o si lo estaba haciendo. Como exjugador de rugby, su forma física era excelente.

Nada que envidiarle el asturiano, ni con 12 años más, ya que trabaja su ya bien esculpido cuerpo y esos brazos estaban acostumbrados a levantar sacos de cemento y ladrillos. La cosa va a estar igualada en hype, porque la legión de fieles por un lado y otro ya está soñando con el combate. Igual que ellos, suponemos.

Antena 3 » Muy Fan

Publicidad