Es guapa, es sexy y es una de las cantantes inglesas de más éxito en los últimos años. Es Dua Lipa, un huracán de la música que desde que se estrenara en 2015 ha cosechado tres Brit Awards, dos Grammy y un buen montón de canciones para el recuerdo.

Su nombre puede parecer un seudónimo, pero se llama de verdad así: sus padres son albaneses y viven en Londres, donde ella nació hace 24 años. Tras una etapa como modelo, decidió atreverse a cantar con un particular estilo que va desde ritmos más indies a música comercial como el dance.

A principios de octubre dejó caer en redes sociales que venían cambios en su vida, con un post (ahora eliminado) en el que agradecía a los fans su paciencia. "Nos vemos pronto" decía acompañando una foto suya con un cambio de look, y poco después borró todos sus mensajes en Twitter e Instagram.

Parece que era una preparación para lo que hizo ayer: publicar un breve avance de lo que podría ser su segundo álbum, con una frase muy sencilla: "¿Me echabais de menos?". Pues bastante, porque desde 2017 no sale un disco completo suyo.

El primer single de este nuevo trabajo podría llamarse ‘Don’t Start Now’, ya que la frase aparece en el vídeo en el que Lipa baila en una silla frente a un fondo gris. Y, a juzgar por lo que se oye (que no es mucho), la cantante podría viajar en el tiempo para apropiarse de un estilo discotequero más propio de los años setenta.

Tras borrar todos los posts, en las últimas horas ha ido publicando fotos en Los Angeles, París, Nueva York o Londres, en lo que parecen instantáneas del proceso de creación de su próximo disco. O eso, o tiene un avión supersónico secreto y es capaz de volar más rápido que un héroe de Marvel...

En sus propias redes la artista adelantó que quería un nuevo proyecto con "influencias disco" y más maduro que su primer disco de estudio. "Como artista, quieres crecer constantemente, cambiar la perspectiva e intentar hacer cosas nuevas". Y nosotros aquí, pendientes de cómo sonará.