Flooxer Now » Gaming

TOP GAMERS ACADEMY

Irene Fields, la concursante que siempre llevará 'Top Gamers Academy' en la piel

La de Granada ha protagonizado el primer romance de la academia junto con Perry McQueen.

Publicidad

Irene Fields tiene 24 años y es de la localidad granadina de Peligros. Para la concursante de 'Top Gamers Academy' estar en el programa es un sueño cumplido, ya que siempre ha querido dedicarse a crear contenido donde sea: YouTube, Twitch o Instagram.

La joven todavía no se termina de creer que haya sido una de las seleccionadas para entrar en la academia y reconoce que tras enterarse de la noticia no estuvo todo lo feliz que debería precisamente por pensarse que se trataba de un sueño. Quién sí se lo creía era su familia, que la recibió a las puertas de su casa de Granada con pancartas, jolgorio y mascarillas.

 

Quizá por eso, una buena forma de sentirlo era tatuarse. Irene prometió en su cuenta de Twitter que si entraba al programa se tatuaría algo relacionado con los videojuegos y lo prometido es deuda. La concursante lleva para siempre en la piel su paso por el programa con su número de casting (el 133) grabado en la muñeca izquierda. Una cifra que además está compuesta por su número favorito, el 13.

Además de los videojuegos a los que la hemos podido ver jugar dentro del programa, en su canal de YouTube también hay espacio para retos o vlogs. Otra de sus aficiones es el baloncesto y tiene una pequeña costumbre: colecciona cubos de Rubik.

Irene Filds es diseñadora gráfica, crea sus propios diseños de ropa y si le hicieran un personaje a medida dentro de un videojuego le gustaría que fuera con la estética de los personajes de Crash Bandicoot.

Irene ha protagonizado junto con Perry McQueen el primer romance dentro de la academia. Las chicas no se han cortado a la hora de mostrar su amor delante de las cámaras con gestos de cariño, besos, 'te quieros' y hasta peticiones para pasar la noche juntas. En una semana les ha dado tiempo hasta para enfadarse y, por supuesto, reconciliarse con un piquito.

 

Publicidad