Flooxer Now » LOL

IDIOMAS, QUERIDA

Rosalía intenta aprender japonés con Google Translate

La cantante de 'Malamente' ha intentado pronunciar algunas frases en el idioma nipón que le generan curiosidad y que perfectamente podría utilizar en su día a día.

Rosalía

GTRES Rosalía

Publicidad

Rosalía ha dado un paso más en su amor por la cultura japonesa y se ha propuesto aprender a hablar japonés. No es ningún secreto que la cantante catalana es una apasionada del anime, al que hace referencia continua en sus estilismos y al que ha hecho homenaje hasta en las alfombras rojas.

En un directo con su amiga Arca para estrenar su tema juntas, 'KLK', quedó constancia de que se veía las series de anime en versión original con subtítulos en inglés, por lo que imaginamos que habrá ido haciendo oído. Sin embargo, Rosalía no se ha puesto a escribir kanjis ni ha contratado a un profesor particular.

La reina del Tra-trá ha recurrido a una herramienta al alcance de todos y muy socorrida a la hora de tener que realizar una traducción rápida o cuando queremos hacer una consulta sobre cómo se pronuncia una palabra en otro idioma: Google Translate. De esta manera, la cantante de 'Malamente' ha buscado algunas de las frases que podría utilizar en su día a día. Nada de frases hechas ni indicaciones para turistas.

Rosalía ha compilado estas búsquedas en TikTok y el resultado es de lo más divertido, ya que le cuesta seguir a la voz de Google Translate y repetir lo que dice: "Quiero comer Doritos", "¿qué haces regalándome flores?" o "Dame mochis para desayunar" son algunas de las frases que a la artista le interesa saber decir en japonés.

@rosalia

Konichiwa

[[LINK:EXTERNO|||https://www.tiktok.com/music/sonido-original-6875345972080216834|||♬ sonido original - La Rosalia]]

No es la primera vez que la joven intenta aprender un idioma nuevo. También le ha querido dar una oportunidad al portugués, que le resultó mucho más fácil. En esa ocasión pronunció "¿cómo estás bebé?", "Dios mío qué sueño" o "te amo y punto".

 

Esta no es solo una buena forma de pasar el tiempo sino también una divertida forma de aprender y de alimentar la curiosidad insaciable de la cantante que, si en su próxima gira visita alguna ciudad de Portugal, Brasil o Japón, podrá chapurrear algo en el idioma local, aunque sea para pedir comida en su camerino o disculparse con la prensa por si está cansada durante una entrevista.

Publicidad