Es curioso cómo las tendencias de Twitter pueden poner de acuerdo a usuarios de todo el mundo en temas de lo más absurdo. Está la tendencia local de usar "calvo" como insulto, el incompensible éxito de la expresión "bomboclaat" acompañando a fotos, y ahora nos llega el regreso de Hitler en forma de chapa. Bueno, más bien en forma de zapatilla.

La marca de calzado deportivo Puma destaca por un diseño muy reconocible en colores y siluetas, aunque para los tuiteros rusos esas formas le han parecido un homenaje al Tercer Reich. Son el modelo 'Storm Adrenaline', y solo el nombre ya levantó las suspicacias de los usuarios de aquel país, muy concienciados sobre las miserias que dejó el nazismo en su país. Y en estas deportivas ven con claridad la cara de Adolf Hitler.

 

El parecido surge del patrón de colores elegido para decorar las deportivas, y la confirmación (para los más conspiranoicos) se da en el nombre de las mismas. Para algunos usuarios, Storm Adrenaline podría hacer referencia a los Sturmabteilung, los soldados alemanes que luchaban en la Segunda Guerra Mundial.

Usuarios de todo el mundo han empezado después a encontrar el mismo parecido, retuiteando la imagen hasta convertirla en tendencia y añadiendo cachitos de historia para respaldar su alocada teoría.

 

La conspiración ha aumentado cuando muchos usuarios han señalado que el fundador de la marca, Rudolf Dassler, pertenecía al partido Nazi. La inclinación política es la misma que la de su hermano Adolf Dassler, que a su vez fundó la marca Adidas.

 

Puestos a buscar teorías, hay quien ve en estas zapatillas la cara y el peinado del escritor ruso Nikolai Gogol, por si el rizo no estaba lo bastante rizado ya. También hay que llevar unas gafapasta de tres kilos para acordarse de la pinta que tenía este señor...

 

Dado que el modelo Storm Adrenaline tiene varios patrones, colores y versiones que sinceramente no se parecen a nada, mucho nos tememos que las 'zapatillas nazis' son más fruto de la casualidad que de un plan oculto para homenajear a un dictador, un escritor ruso o a Charles Chaplin. Además, lo que nadie parece preguntarse en las redes es lo más importante: ¿serán cómodas?