POLÉMICA

Lizzo abre el debate: "La cultura de la cancelación es apropiación"

"Hubo una verdadera indignación por parte de personas verdaderamente marginadas y ahora se ha puesto de moda, está mal utilizada y mal dirigida", ha dicho en Twitter la popular cantante americana.

La cantante americana Lizzo

La cantante americana Lizzo Sarah Morris/Getty Images

Publicidad

Vivimos en un mundo global en el que todo es discutido, criticado y analizado en redes sociales. Es allí donde tienen lugar gran parte de los debates de los últimos tiempos sobre feminismo, patriarcado, el mundo LGTBIQ+, los cánones estéticos que impone la sociedad actual y la representación de minorías en las obras de ficción entre otros muchos temas.

La cultura de la cancelación se ha definido como "un llamado a boicotear a alguien –usualmente un famoso– que ha compartido una opinión cuestionable o impopular en las redes sociales".

En ese sentido la popular cantante americana Lizzo quiso desahogarse y abrir un debate sobre la cultura de la canción cuando puso recientemente este tuit:

"Este puede ser un momento aleatorio para decir esto, pero está en mi corazón", escribió la cantante el 8 de enero

"La cultura de la cancelación es apropiación. Hubo una verdadera indignación por parte de personas verdaderamente marginadas y ahora se ha puesto de moda, está mal utilizada y mal dirigida", continuó. "Espero que podamos salir de esto y centrar nuestra indignación en los problemas reales", sentenció la cantante conocida por no callarse sus opioniones y reivindicarse.

El acto de cancelar a alguien fue algo que empezaron a utilizar comunidades marginadas, a menudo en las redes sociales, para llamar la atención sobre comportamientos abusivos o dañinos e indicar una decisión personal de no apoyar a quienes habían sido acusados de tal comportamiento.

A medida que el término se popularizó gradualmente, se amplió para referirse también a la indignación generalizada en redes sociales cada vez que figuras públicas hicieran declaraciones insensibles o intolerantes.

Desgraciadamente, al igual que ha ocurrido con otras palabras como aliado, woke o feminista radical, cultura de la cancelación es una expresión que ha empezado a usarse como término despectivo por todas aquellas personas intolerantes que se oponen a las críticas, los debates y los avances sociales que se están produciendo.

"Me has recordado cómo los nacionalistas blancos se han apropiado de 'Woke' para convertirlo en un arma contra la comunidad de la que también proviene la expresión", le contestaba @iansaint_

El año pasado, Lizzo se enfrentó a una reacción violenta cuando su canción 'Grrrls', extraída del último álbum 'Special', incluía el termino 'spaz' que tenía connotaciones despectivas hacia las personas con parálisis cerebral. El cantante respondió disculpándose y cambiando la letra en las plataformas de transmisión.

Durante una entrevista en octubre, reflexionó sobre la controversia y dijo que "nunca había escuchado el término usado como un insulto contra las personas discapacitadas" cuando se lanzó la canción.

Quizás su tuit tenga que ver con esta pequeña polémica en la que se vio en vuelta o quizás sea una reflexión más general sobre la cultura de la cancelación pero lo que es cierto que está generando todo tipo de opiniones.

Antena 3 » Música

Publicidad