Flooxer Now » Música

DETALLE RELEVANTE

Paulo Londra y Bizarrap: Nil Ojeda descubre el secreto de la sesión del año

Un siempre muy atento Nil se fijó en un detalle fundamental del hit que no se baja del número 1 en YouTube ni Spotify.

Nil Ojeda, un youtuber diferente

Nil Ojeda, un youtuber diferente Spotify / Vizz

Publicidad

Puedes decir lo que quieras de Nil Ojeda, o incluso que no te guste su estilo, pero desde luego es un youtuber distinto a los demás. Vale, quizá no tan estrambótico como Mister Jägger, pero distinto y sin que parezca que se acaba de fugar de un psiquiátrico.

Como tantos de su generación, es un apasionado del rap y la estética del mundillo, si bien tiene un ojo especial para detectar la belleza en sitios peculiares además de una memoria fotográfica. Y por raro que parezca, son virtudes que le han servido para que comparta titular con Bizarrap y Paulo Londra. Ni a Mister Jägger se le habría ocurrido.

 

La sesión 23 (perdón, #Session23, que es como se escribe) ha sido un hitazo analizado hasta el más mínimo detalle, y no es para menos viendo las visitas. Desde que se lanzó hace una semana lleva 43 millones de visitas, y nos atreveríamos a decir que gran parte de las mismas vienen del ordenador de Ibai y otros streamers obsesionados con el tema.

 

Si bien el contexto de la letra quedó explicado por expertos musicales (básicamente, cómo engañaron a Londra para firmar un contrato draconiano), lo que nadie pareció reparar sí lo vio Nil Ojeda. Resulta que la letra llevaba años escrita, concretamente el tiempo que tardó el argentino en liberarse, vía judicial, de sus obligaciones contractuales.

Para demostrarlo, el streamer adjunta capturas del perfil de Paulo en Instagram con versos calcados del tema. Concretamente, estos: "No es como lo imaginaron, un blanquito iluminado / Que escapó de la casa y la plaza lo ha escuchado / Y después de haber notado mi nivel desenfrenado / Muchos perros se tragaron to' lo que me vomitaron". Todos están en una publicación de 2020.

Está claro que la aversión de Londra hacia la discográfica y los causantes de aquella infame firma le pesaban bien en el corazón. Lo bueno es que ha podido resarcirse de la injusticia con un temazo que lleva más visitas que algunos hits de BTS en el mismo tiempo. Y ahí estaba Nil Ojeda para aportar su granito de arena a la leyenda.

Publicidad