Flooxer Now » Noticias

@NORCOREANO

Guía para seguir Eurovisión 2022

España ya ha probado todo para ganar Eurovisión: mandar a un cómico con una guitarra de juguete, concursantes de realities en vez de artistas y ahora una representante con el 4% del voto popular.

Actuación de Noruega en la primera semifinal de Eurovisión 2022

Actuación de Noruega en la primera semifinal de Eurovisión 2022 EFE/EPA/ALESSANDRO DI MARCO

Publicidad

Eurovisión es un festival musical entre países europeos en el que compiten Australia e Israel y en el que no vale tocar instrumentos ni llevar artistas reales. Básicamente esas son las bases del concurso. Como la gente se hace un lío y a menudo no conoce a los concursantes, hoy traigo una pequeña guía de los que para mí son los favoritos.

Reino Unido: Sam Ryder. Desde el nombre se nota que Sam no es real y ha sido creado por el algoritmo de un sello discográfico. Le han puesto el look de Kurt Cobain y con el gesto facial de Álex Ubago. No descarto que sea un holograma. Nadie ha podido confirmar la existencia de Sam Ryder. Pero es un nombre que se queda en boca, como el Ribera del Duero.

Ucrania: Kalush Orchesta, favoritos por motivos obvios. Su look se podría definir como unos Backstreet Boys transportados a Woodstock. Su canción se llama Stephania y por lo que he traducido dice algo así: "Stephania, cuando serás mía. Si tú quisieras, todo te daría".

España: España ha probado de todo para ganar el festival: mandar un cómico de Buenafuente con una guitarra de plástico, enviar a concursantes de realities en lugar de artistas y ahora va a probar con la chica que sacó el 4% del voto popular. Ya lo único que se me ocurre es que manden algún día alguien a un artista de prestigio. Aún así Chanel está entre las apuestas. Los creativos metieron en su programa de software ‘artista española Eurovisión’ y el algoritmo dijo "Dame boom, boom", "Miami", "Ritmo latino" y "Lentejuelas". Ni un pero.

Noruega: Se llaman Subwoolfer. Camuflan su identidad bajo unas máscaras cachondas de lobos amarillos con dientes largos. Su canción se llama “Dale banana al lobo” y podría perfectamente ser un cover de Georgie Dann o Leticia Sabater. La cuota canallita del festival de todos los años. Daft Punk sin chicha.

Mahmood y Blanco: Dueto homoerótico para tocar la fibra de la audiencia del festival. Peinados puertoriqueños pero balada sensible de película de Julia Roberts. Uno lleva una americana sin camiseta debajo con una especie de falda-pantalón rosa. Ahora cuéntame que no existen los algoritmos.

Publicidad