CASTIGADO POR LEY

¿Es delito usar fotos de otra persona en una app de citas, como Tinder o Grindr?

Un nuevo artículo del código penal recoge la posibilidad de que las personas que utilicen las fotografías de otras en apps de ligue sean castigadas con multas o cárcel.

tinder_643x397

tinder_643x397 Economía Digital

Publicidad

Las aplicaciones para conocer gente y ligar se han vuelto enormemente populares en los últimos años, pero con ellas también ha surgido una gran oportunidad para el engaño a través de redes. Son muchas las personas que intercambian información e imágenes privadas con quienes conocen solamente por Internet, y hay quien ha decidido aprovecharse de ello para conseguir su objetivo, ya sea el chantaje económico o el beneficio personal. Tras años de conflictos en los que cada vez más personas tienen historias tórridas que contar sobre la suplantación de identidad en este tipo de plataformas, llega una ley que protege a las víctimas en España.

La mayoría de las personas que se aprovechan de otras en esta clase de apps de ligue utilizan una identidad e imágenes que no son las suyas para engañar a otros. Por lo general, suelen utilizar las fotografías de una persona convencionalmente atractiva y se llenan la boca de buenas palabras para atraer a sus víctimas. Algunas solo buscan nudes; otras, la estafa pura y dura. Sea como sea, si esta suplantación de identidad tiene algún tipo de consecuencia negativa para la persona a la que pertenecen las imágenes, la persona suplantadora será castigada por la ley con penas de prisión de tres meses a un año, y multas de diverso calibre, según la casuística. Eso sí, será necesario que la persona a la que se le han robado las fotos haya sufrido algún tipo de acoso, humillación u hostigamiento para hacer efectiva la condena.

Por tanto, si alguien utiliza tus fotos para atraer a otras en Tinder, Grindr o sucedáneos, y simplemente interactúa con otros sin que nadie de tu círculo se entere ni te ocurra nada malo, entonces no será condenable. Son muchos los que se han quejado de que estas suplantaciones de identidad deberían ser castigadas, al margen del resultado que esta haya podido tener para sus víctimas. Al fin y al cabo, se trata de personas que tratan de engañar a otras y obtener un beneficio por ello, y es lógico que no se permita. Pero parece que la ley deja a cada app de ligue la responsabilidad de gestionar este tipo de situaciones, a través de la denuncia interna.

Antena 3 » Para ti

Publicidad