Flooxer Now » Para ti

TERMÓMETRO DEL AMOR

7 signos de que lo vuestro puede funcionar (y 3 de que no)

Hay señales que son más visibles que unas imponentes luces de neón en la oscuridad más absoluta. Conócelas y camina tranquilo por la senda del amor.

Amor.

Amor. Canva

Publicidad

Las relaciones vienen sin manual de instrucciones y con más complicaciones de las que deberían. Cuando las mariposas campan a sus anchas también lo hacen las incertidumbres, las inseguridades y los miedos. Que no cunda el pánico que siempre prevalecen las alas, pero si quieres recorrer un camino sin obstáculos, hay indicadores infalibles.

Funcionará si hay confianza

La primera señal no es tan obvia como creemos. El término ‘confianza’ parece tener más acepciones que ninguna otra cuando involucra al amor. Sin franqueza, seguridad y libertad, es imposible arrancar una relación con buen pie.

Funcionará si no te fuerzas

Presionarnos es autoboicotearse. Hay muchas personas que no disfrutan el inicio de una relación porque creen que agradar es la clave para que todo vaya como la seda, un must indispensable para que la cosa fluya. El fingir de forma deliberada puede convertirse en una bola de nieve que acabe creando un tú con el que no te identificas.

Funcionará si hay risas

Y de todo tipo. Desde esa sonrisa incipiente que nace por recordar un bonito momento, hasta la carcajada más incontrolable en el momento menos prometedor. Todo vale, y si encajas con su humor es un síntoma inequívoco de que la cosa pinta bien.

Funcionará si aprendéis el uno del otro

Lo de admirar a tu media naranja suena antiguo, lo sabemos, pero no nos referimos al fangirleo por un grupo de K-Pop. Lo cierto es que la química aumenta cuando esa persona llama tu atención por su habilidad en un campo que no controlas –y viceversa, claro está–. La curiosidad es un arma muy poderosa.

Funcionará si no hay recriminaciones

El amor lo venden sin prescripción médica y hay que atenerse a las consecuencias. Entre vosotros no deben existir reproches y no os debéis nada el uno al otro, especialmente cuando la cosa está empezando. La sensación de que alguien debería actuar como lo haríamos nosotros es nefasta. Si no existen culpas ni recriminaciones, la cosa puede funcionar.

Funcionará si tus amistades han dicho: "sí"

Ya sabemos por experiencia que tampoco debemos fiarnos de nuestras amistades con los ojos cerrados. Sabiendo esto, una opinión externa es siempre bienvenida. Las personas que más te conocen pueden analizar la situación desde fuera y esa información es muy valiosa. Pídeles consejo sin fisuras o temores y cuenta con ellos siempre.

NO funcionará si te estás aislando

Tus colegas siempre van a estar ahí. ¿Te suena la frase? Cuando sientes que estás protagonizando la secuela de ‘Love Actually’ el presente es lo único que importa. Ciertamente, lo es. Pero recuerda incluir en el ‘Carpe Diem’ a esas personas que permanecerán a tu lado hasta el infinito.

NO funcionará si idealizas demasiado

Esta clase ya la habíamos dado pero no viene mal recordarla. El universo conspira contra nosotros para que creamos que el amor es demasiado. Algo inefable e inalcanzable que no podemos siquiera rozar. El romanticismo tiene infinitas vertientes y todas ellas son válidas.

NO funcionará si hay dudas continuas

Vacilar es de esas señales que hay que cazar al vuelo. Nuestra intuición es sabia y nos conoce mejor que nadie. No hagas oídos sordos a esas sensaciones que te hacen titubear a altas horas y te quitan el sueño. Puede que la llama del amor se apague más pronto de lo que creías y eso no tiene nada de malo. Las corrientes de aire están ahí por algo.

Publicidad