Flooxer Now » Para ti

¿POR QUÉ LO HACEMOS?

¿Pides perdón cada dos por tres? Estos pueden ser los motivos

Disculparse muy a menudo es algo que le pasa a muchas personas, descubre en el vídeo los motivos a los que se debe.

Publicidad

Cuando ofrecemos una disculpa sincera a alguien a quien hemos ofendido se trata de un buen gesto que ayuda a la persona ofendida ya que asumimos la responsabilidad de lo ocurrido. El gesto de pedir perdón cuando hay que hacerlo es un importante paso hacia la madurez de una persona y sirve para construir relaciones en las que abunde la confianza y el respeto, propiciando que sanen las heridas en aquellos momentos en los que se ha cometido un error.

Sin embargo, a veces ocurre que pedimos perdón un gran número de veces al día en ocasiones en las que no hemos hecho nada malo. Un simple roce de manos, no acordarnos de algo, equivocarnos en un insignificante detalle o un tropezón, incluso cuando somos la persona que no ha tropezado, sino con la que han tropezado, son solo algunos ejemplos de situaciones que ocurren en el día a día y por las que a veces nos disculpamos. Cuando hay una relación de confianza con la persona implicada, muchas veces no es ni siquiera necesaria una disculpa ya que lo más común es que nadie se haya sentido ofendido por cosas tan simples.

Es posible que aquello que nos lleva a disculparnos en tales ocasiones sea un mero impulso y no nos hayamos parado a pensar si hay un motivo más profundo tras esta acción, pero lo cierto es que podría tener mucho que ver la imagen de nosotros mismos que queremos proyectar. La disculpa se trata de un escudo para evitar causar una mala impresión a los demás o ser etiquetado de forma negativa.

Otro de los motivos que podría estar relacionado es la falta de autoestima. Pedir perdón se convierte en estos casos en una autoprotección psicológica y que lo hagamos de forma tan habitual nos hace sentir mucho menos vulnerables.

Por último, se puede relacionar con el deseo de escapar de los conflictos. Disculparnos es una vía rápida para evitar situaciones incómodas con aquellas personas a las que supuestamente hemos ofendido con nuestro acto.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

La palabra que no deberías mencionar después de disculparte

Publicidad