Flooxer Now » Para ti

TOO MUCH INFORMATION

¿Por qué te escuecen los ojos y se te ponen rojos cuando estás en la piscina?

Muchos piensan que se debe al cloro, pero la verdad detrás del picor de ojos al bañarse en una piscina es mucho más repugnante de lo que crees.

Una mujer nadando en la piscina.

Una mujer nadando en la piscina. Pixabay

Publicidad

Llega el verano, y con él el calor y las ganas desesperadas de encontrar una piscina en la que bañarse. Bien es sabido que hay quien tiene la mala costumbre de liberar líquidos cuando entra en el agua, y hoy te traemos una clave muy importante para descubrir si la piscina en la que estás entrando tiene una concentración importante de lluvia dorada: si te pican los ojos al sumergir la cabeza, sal de ahí cuanto antes (a no ser que no te importe nadar en una piscina llena de fluidos cuestionables).

La mayoría de personas piensa que el escozor de ojos durante el baño en una piscina se debe a la cantidad de cloro que se le echa para desinfectarla, pero lo cierto es que es la reacción resultante de ese cloro con el nitrógeno que contienen el pis, el sudor y otros fluidos la que hace que tus ojos se irriten. Cuanto mayor sea la concentración de este compuesto en el agua de la piscina, mayor será el picor que sentirás en tus ojos al sumergirte.

Esta terrible verdad ha dejado en shock a muchas personas, que han tenido flashbacks a todas esas ocasiones en las que tuvieron que buscar un colirio lo antes posible al salir de su refrescante baño en la alberca. Como forma de consuelo, es necesario añadir que los fluidos que reaccionan con el cloro pueden ser de varios tipos, y que este picor de ojos no es siempre una evidencia de una piscina llena de orines. Por ejemplo, es de lo más normal que las personas dejen algo de sudor al bañarse, y este también reacciona con el cloro de la misma manera en la que lo haría el pis. ¡Así que que no cunda el pánico!

Publicidad