Flooxer Now » Viral

SATISFYER STREAMER

Amouranth quiere meterse en el negocio de los juguetes sexuales: "Me apunto"

La streamer más polémica del mundo estudia nuevos negocios después de comprarse una gasolinera a tocateja.

Amouranth en una imagen promocional

Amouranth / Twitch Amouranth en una imagen promocional

Publicidad

"Ser sexy no va en contra de las normas", decía Ibai hace unos meses cuando Amouranth se convirtió en la streamer más infame de Twitch. Fue con la moda de los hot tubs, esas colchonetas ridículas con gente retransmitiendo en remojo sus vergüenzas (u orgullos).

Bastante más vanidosa que pudorosa es la norteamericana, cuyo nombre real es Kaytlin Siragusa y que lleva más de una década exhibiendo sus sinuosos atributos. Fue en 2020 cuando empezó a hacer negocio de verdad, y en este mismo año rompió todos los récords conocidos al explicar que entre Twitch y OnlyFans se levanta bastante más de un millón de euros... ¡al mes!

Con semejante cantidad de pasta se ha podido comprar una gasolinera a tocateja, de la que piensa sacar un beneficio anual de 60.000 euros, y venderla en un futuro cuando el precio del carburante previsiblemente suba, como ha hecho desde el origen de los tiempos. Y aun así no es el único negocio que se plantea a medio plazo...

Resulta que Ludwig, otro lumbreras y referente en Twitch, sugirió que Amouranth podría hacer juguetes sexuales y forrarse con ello. "Vamos a conectar a la mayor streamer con un producto", propone en el último episodio de su podcast. "Hagamos una vagina en lata con Amouranth", añade sin rastro de ironía.

 

Sus contertulios asienten aprobadores frente a la idea, asegurando que es una vía de negocio muy prometedora, e incluso planteándose maneras de presentar el contenido. La que más les gusta es la de ver a la streamer examinando el producto en una línea de montaje, al estilo de programas tipo 'cómo se hace'. "Seguro que se apunta", señalan.

La susodicha no solo no se ha ofendido sino que ha dicho que le parece una maravillosa ocurrencia, aunque no sabe "cómo se lo va a tomar Twitch".

Amouranth es una empresaria nata, y probablemente la mayor troll que ronda ahora por las plataformas de streaming. En octubre sumó 3,1 millones de horas vistas en su canal, casi tantas como las dos siguientes creadoras femeninas en toda la plataforma a nivel mundial. Si al final se mete en el mundo de los juguetitos, podríamos estar frente al equivalente de una Kardashian en el cachondeo streamer. O mejor dicho, otra Kardashian.

Publicidad