Flooxer Now » Viral

"SOY UN TERMINATOR SIN SERLO"

David Evil: el John Cobra de TikTok que lucha contra el virus

¿Estamos frente a una revolución del influencer callejero? 'Userario David Evil' se abre hueco a patadas en las siempre reñidas tendencias de TikTok.

Las famosas patadas rápidas de Userario David Evil

@userario.david.evil / TikTok Las famosas patadas rápidas de Userario David Evil

Publicidad

El término MDLR (derivado del francés 'mec de la rue') intenta agrupar el concepto de gente de la calle que ha logrado trascender a su barrio. Pero 'ser de la calle' no está al alcance de muchos: nos viene a la cabeza John Cobra, su intento de ser youtuber, y hasta sus aspiraciones de ir a Eurovisión con el aval de Forocoches. Legendario también su paso por el Diario, of course...

 

Pero el valenciano está más pasado de moda que la comic sans, y ya va siendo hora de encontrar un relevo generacional, y quizá ese sea David Evil. A ver, que por edad no tiene pinta de que lo de generacional aplique literalmente, pero su sabiduría de barrio y dotes para la lucha sí están a la altura. Y nada más empezar el año ha explotado en TikTok.

Firmando como Userario.David.Evil, aunque firmando en su bio como Evil Deivid, el aparentemente madrileño (por sus expresiones y manera de hablar) se suele grabar dando consejos para fortalecerse. Su vídeo más viral, de hecho, es uno el que defiende que estar cachas puede servir para combatir el coronavirus: "Fortaleceos. Contra más fuertes seáis, vuestra sangre más fuerte será".

David, o Deivid, se refiere a sus bíceps como sus "mejores amigos", y es capaz de soltar patadas a velocidad que él -y algunos de sus seguidores- consideran sobrehumana. Júzgalo tú mismo en este clip:

"Soy inmune al virus ese y a todos", asegura el tiktoker, que ha arrasado con varios vídeos que superan el medio millón de visitas en su canal, pero muchas más entre ecos de Instagram o incluso WhatsApp. Su frase estrella es quizá la de "soy como un terminator sin serlo", algo que involuntariamente le define muy bien. ¿Qué hace que no vende camisetas desde ya con ese lema?

Además es difícil quedarse con cuál de los escenarios donde graba es más exótico: delante de un parque infantil o en el salón de su casa, lugar este último testigo de una agilidad tal que la cámara no puede captar con detalle su destreza. O eso, o que no está bien iluminada la habitación, vaya.

Y hablando de definición: sus definidos brazos son también fuente de terror para unos, y cachondeo para otros tantos, cuando se empeña en demostrar una habilidad atlética que algunos dudan que sea real. "Sigo pensando que hay truco de cámaras ocultas y secuencias rápidas, no hay humano que sea tan veloz dando ese tipo de patadas", apuntan en los comentarios. "No me extraña que sea vuestro master", dice el influencer callejero, en respuesta a tanta ironía.

Donde no hay truco alguno en en sus seguidores: va camino de los 40.000 followers deseosos de saber más trucos para defenderse, consejos de nutrición y también dúos. Y menos mal que son virtuales, porque como te pille David Evil, Deivid o Userario -según le dé-, la risa se te iba a quitar pronto. Primer aviso.

Publicidad