Flooxer Now » Animales

CURIOSIDADES ANIMALES

Los gatos no beben leche y otros 6 mitos de animales que son falsos

Repasamos los mitos y bulos más sonados acerca de los animales, y las explicaciones que los desmienten.

Publicidad

El mundo animal está plagado de falsos mitos debido a creencias que hemos aceptado como ciertas desde pequeños y que no nos hemos parado a comprobar. Muchas veces por películas o por los propios dibujos animados, gran parte de la sociedad extiende los mitos y bulos sobre los animales, sin saber que no son del todo ciertos. Muchos de ellos, son representaciones que utilizan los directores de cine para poder dotar de un sentido mágico o espectacular a los animales. Lo curioso del caso.

Por ello, te explicaremos los mitos más sonados acerca del mundo animal y las curiosidades que de seguro no conocías. El listado de los 7 mitos más conocidos sobre animales está inspirado en un tuit publicado por @pennantrosella, quién compartió una lista con los bulos más controversiales entre los expertos y amantes de los animales.

Comenzamos con el listado:

-Los elefantes no tienen miedo a los ratones

El mito del elefante asustándose de un ratón es muy antiguo. Fue Plinio el Viejo quien, al parecer, comenzó a popularizar el mito en sus escritos del año 77, según Myhtbusters, un programa de historia de Discovery Channel. A pesar de todos los experimentos y estudios, no hay indicios que los elefantes tengan miedo a los ratones. Según los expertos, el hecho de que los elefantes carecen de buena vista podría provocar sobresaltos o alteraciones, al no reconocer los estímulos de movimiento de los ratones. Lo que está claro es que no es por miedo, como demostró el zoólogo alemán Bernhard Grzimek, quién colocó unos ratones en la trompa de un grupo de elefantes. En lugar de miedo, los elefantes demostraron curiosidad por los roedores, pues los olfateaban por medio de sus trompas.

- Los gatos no beben leche.

Es otro de los mitos más sonados entre las personas que se inician cuidando gatos y personas que dan de comer a gatos callejero. Según los expertos, los gatos pueden beber leche, pero no la necesitan para estar sanos. Los nutrientes que esta contiene pueden ser adquiridos a través de una alimentación equilibrada. Además, la leche tiene muchas calorías, lo que puede llevar al sobrepeso, sobre todo en gatos de interior. La realidad es que el mejor líquido para los gatos es el agua y darles leche de vaca no es adecuado, más bien un error.

- Las ratas no comen queso.

Este es sin duda es uno de los mitos más usados en películas de dibujos animados. Muchos expertos en cine apuntan a que el queso es un gran atractivo visual para los directores, debido a su potente representación de color, olor y forma. En realidad, los ratones prefieren comer alimentos con azúcar. Es decir, cosas como frutas, granos de cereales o chocolate. El queso (sobre todo, cuando es "fuerte") no solo no les gusta demasiado, sino que, según el doctor Holmes, podría incluso ser perjudicial, ya que el queso no es una parte natural de la dieta del ratón y no parece que lo toleren muy bien.

- Los conejos no comen zanahorias.

Es muy popular la asociación de la zanahoria como una de las bases en la dieta de los conejos. Contrariamente, este no puede ser más que un pequeño premio que podemos ofrecerles ocasionalmente. Se trata de una verdura con un alto contenido en hidratos de carbono (7.3 gr/100 gr de zanahoria) y poca cantidad de fibra insoluble. Los alimentos ricos en azúcares suelen alterar el equilibrio de la flora digestiva de estos animales provocando episodios de diarrea.

- Los perros pequeños no tienen peor genio que los grandes.

Es cierto que los los perros más pequeños suelen tener más mal genio, aunque no se debe al tamaño del perro, sino al trato que recibe del dueño, que de forma incontrolable amolda el carácter de su mascota. Además, muchas alteraciones en el comportamiento de los perros se deben a las conductas del dueño, como tratar a un animal joven o adulto como si fuera cachorro, pudiendo llegar a provocar ladridos excesivos, apropiación de elementos del hogar y desobediencia.

- Las palomas no son sucias.

Las palomas, son consideradas por muchos "las ratas del aire", pero nada más lejos de la realidad, las palomas (como cualquier otra ave) se preocupa porque su plumaje este aseado y en buen estado. La fama de las palomas viene precedida de las imágenes virales de muchas de ellas en estado de desnutrición o falta de limpieza, pero esto es debido a la contaminación y polución de sus nichos ecológicos, no porque las palomas sean animales sucios.

- Los pájaros no comen pan.

Echar pan a los pájaros es un pasatiempo tan antiguo como el propio pan. Pero aunque las aves corran a por la comida que las tiras, hay muchas razones por las que esto es una mala idea. El pan no es nutritivo para ellos, y podrían terminar estando gordos y hambrientos al mismo tiempo. Patos y gansos pueden llenarse con él, pero no les proporciona todo lo que necesitan para estar sanos según han comentado expertos en nutrición para animales.

VER MÁS: "Instalan un espejo en mitad de la selva y las reacciones de los animales son increíbles"

Publicidad