Flooxer Now » DIY

Inspírate

Vente arriba y triunfa con el Amigo Invisible (sin gastarte un céntimo)

Tenemos las ideas más originales y baratas que se te puedan ocurrir. ¿Lo mejor? ¡A tu amigo invisible le van a encantar!

Amigo invisible

Getty Amigo invisible

Publicidad

El amigo invisible es una de las tradiciones que más se respeta en diciembre. En de esos momentos en los que sabemos que los buenos ratos con los amigos están asegurados y los recordaremos durante bastantes años.

Sin embargo, aunque organizarlo, prepararlo y regalarlo puede llevar algo de tiempo, lo que no te debe llevar es pasta. Podemos organizar un amigo invisible barato para no dejarnos un dineral. Todos sabemos que diciembre es un mes de gastar y gastar dinero. Si te ha tocado regalar a uno de tus amigos, no quieres gastar un duro pero te gustaría ser original, aquí van algunas ideas con las que vas a triunfar.

- Botes llenos de chucherías. Todos nos merecemos un momento dulce para regalarnos y, desde hace algún tiempo, encontramos diferentes botes con mensajes positivos llenos de dulces. La idea es que tú regales algo así pero hecho por ti mismo: con los botes que quieras, los mensaje que se te ocurran y el relleno que mejor te parezca. ¡Originalidad al poder!

- Vales de amistad. Algo muy usado pero que no deja de ser un regalazo. Haz diferentes vales concediéndole favores a tu amigo invisible, algo que sepas que le puede hacer ilusión y que a ti te costará “cierto esfuerzo”. Por ejemplo, salir de fiesta al sitio que a él le gusta y a ti no tanto o ir a ver al cine una peli que elija él.

- La caja de las historias y anécdotas. Compra algún detallito divertido, imprime unas cuantas fotos vuestras y llena la caja con ellos. Además, debes escribir anécdotas e historias que habéis pasado y que sabrás que le sacarán una sonrisa cuando más lo necesite.

- Marcapáginas divertidos. Tanto para estudiar como para leer, los marcapáginas son útiles y si encima son originales, hechos a mano y con mensajes divertidos que escribas a tu amigo invisible… ¿Quién no los va a querer?

- Un juego para beber. Puedes organizar un pack para cuando os juntéis antes de salir de fiesta. Con tarjetas de Yo nunca y algunos otros juegos que os asegurarán una velada increíble.

- Cuadros para poner tus fotos. El dinero que te gastarás aquí será el del propio cuadro de fotos o sujetafotos, ¡para gustos los colores! Tienes desde los típicos monigotes que se tambalean y al que les puedes la cara de tus amigos hasta unas cuerdas para colgar vuestras fotos.

Publicidad