Flooxer Now » Muy Fan

Insultos a un seguidor

Markilokuras vuelve a liarla en Twitch: "Me pasé, no volvería a hacerlo"

El creador de contenido especializado en Fortnite sufre un nuevo baneo en la plataforma de streaming, en esta ocasión por un insulto homófobo en inglés. Pero no es ni mucho menos la primera vez que se mete en líos.

Marki explicando las razones de su baneo

Markilokuras / YouTube Marki explicando las razones de su baneo

Publicidad

Es muy posible que ni siquiera Markilokuras fuera consciente de lo bien que le iba a describir ese nick a lo largo de su carrera. Conocido por su espontaneidad y carácter indomable, fue fichado por el equipo de deportes electrónicos de TheGrefg para que hiciese contenidos relacionados con su juego favorito: Fortnite.

Primero desde su casa y últimamente desde la mansión de Team Heretics, ha acumulado más de un millón de seguidores en YouTube, plataforma donde sube los mejores momentos de sus partidas, pero la red que más ha dominado en su trayectoria profesional es Twitch.

Uno de los peores momentos que ha vivido a nivel personal se retransmitió en directo a través de su canal allí, y fue portada de numerosos informativos. Fue por una "pelea absurda" (así lo describió él en alguno de sus vídeos) con su madre, que apareció durante el stream para poner el aire acondicionado en la habitación de su hijo.

 

Después de una mala racha en las partidas, a Marcos (nombre real de Marki) le sentó fatal la interrupción y que su madre se equivocara por un momento al poner la bomba de calor. La pequeña confusión desató un ataque de ira del streamer, que acabó golpeando con un bate de beisbol un saco hinchable de boxeo.

 

Tras unas disculpas públicas y la explicación de que su madre y él tienen mucha confianza -algo que ella confirmó también en directo-, el asunto quedó como una anécdota para él, aunque no tanto para los moderadores de Twitch.

A principios de año, Marki volvió a tener un resbalón en directo con un seguidor, al que amenazó gravemente. Después de aquel lamentable episodio le cayeron tres meses de suspensión, y se enfrentaba al cierre de su canal y principal fuente de ingresos. "Me pasé, no volvería a hacerlo", ha aclarado en sus redes, y con la lección aprendida, volvió a hacer streamings hasta esta semana.

 

"Veo que mucha gente se está inventando el motivo de mi último baneo, diciendo que he enseñado el pito", explica en su último vídeo, después de recibir una sanción de una semana. "Me dedico a los streams desde que tengo 16 años y no sé hacer otra cosa, y fue muy duro que me banearan tres meses".

Esta última sanción ha sido muy severa, según sus palabras, y entiende que es porque está "en el punto de mira de Twitch". Resumiendo las razones, a las que da alguna que otra vuelta, justifica que el castigo está debido a que dijo "una palabra inglesa muy homófoba" sin querer darle ese significado. "Alguien me reportó y baneado de nuevo".

 

Aunque no la menciona en ningún momento, asegura que traducida al español sería como decir "tonto, así entre colegas". Tiene pinta de referirse al término 'fag', muy malsonante en inglés. La inhabilitación es dura, si bien el streamer acumulaba unas cuantas por agresividad e insultos.

Desde luego va a tener que cuidar mucho lo que dice en directo, porque Twitch es muy estricto en sus códigos de conducta y por perder los nervios podría perder su trabajo.

Publicidad