BRECHA GENERACIONAL

¿Los jóvenes son cerrados con sus padres, o son los padres los que no dejan que sus hijos se abran? Un debate viral en Twitter

Un hilo de Twitter ha hecho reflexionar a muchos sobre la posibilidad de que el estereotipo del "adolescente aislado" sea más culpa de los padres que de los hijos.

Adolescente.

Adolescente. Pixabay

Publicidad

Desde tiempos inmemoriales se ha retratado a los adolescentes, en el cine y la televisión, como personas rebeldes y egoístas, que no quieren compartir tiempo ni espacio con nadie que no sea de su edad, incluyendo a sus padres. Como estas narrativas siempre han sido diseñadas desde un punto de vista adulto, son pocas las personas que se han animado a ahondar en la psicología adolescente, y en por qué los más jóvenes no se sienten cómodos conversando o haciendo cosas con su familia. Este hilo de Twitter se ha hecho viral, precisamente, por desmontar este estereotipo y darle al comportamiento típico adolescente una explicación alternativa.

¿Son los adolescentes los que se cierran o son los padres los que, a base de críticas, se encargan de darles el portazo? En una etapa tan sensible y de tantos cambios como es la adolescencia, resulta muy complicado encajar una crítica hacia aquello que tanto te apasiona y que, incluso, está ayudando a forjar tu personalidad. Igual que los grupos de rock formaron la ideología de toda una generación a finales del siglo XX, la cultura actual es la que está ayudando a los más jóvenes a encontrar su lugar en el mundo, y no tienen ganas de dialogar con quienes desprecian todas las cosas con las que ellos tanto disfrutan.

Que la adolescencia es una etapa difícil es algo innegable, pero las quejas de los padres reflejan que se trata de un diálogo con trabas por ambas partes, y no solo por la de los miembros más jóvenes. No estar dispuesto a entender ni a respetar los gustos y aficiones de otra persona genera una brecha insalvable en todas las relaciones, y más aún en una tan importante como la que tiene un padre o una madre con sus hijos.

Dado que son los padres los que tienen el rodaje necesario para gestionar mejor los enfrentamientos, deben ser ellos los que mantengan siempre una mente abierta y sepan entender el proceso por el que están pasando los jóvenes que viven bajo su techo, que no están haciendo más que forjar su personalidad para prepararse y enfrentarse al mundo. ¡Sentir interés y tratar con respeto es la única vía para que los hijos no se conviertan en el típico adolescente de las series y las películas!

Antena 3 » Para ti

Publicidad