En enero se cumplirán 25 años desde que Jacquelin Mitton -científica de la Real Sociedad de Astronomía británica- anunciara que los 12 signos del zodiaco estaban adelantados y que existía un signo más que sumar. Bueno, no hablaba directamente del horóscopo, pero sí daba detalles de cómo la Tierra atraviesa una decimotercera constelación que ningún astrólogo tenía en cuenta: Ofiuco.

El malentendido astral tiene un origen centenario, como las cartas del horóscopo. Las constelaciones fueron cogiendo nombres de las figuras que los observadores del cielo antiguos miraban al mapa nocturno: el Carnero, el Toro, los Gemelos, el Cangrejo, el León, la Virgen, la Balanza, el Escorpión, el Arquero, la Cabra, el Aguador y los Peces. No hace falta que digamos cuál es cual, ¿verdad?

Un astrónomo-astrólogo griego (Hiparco de Nicea) decidió unir Escorpión y Ofiuco, porque el número 13 ya estaba gafado en su época y era más fácil dividir las 48 constelaciones que agrupaban los signos zodiacales en 12 secciones. Hay que recordar que la Astronomía y la Astrología son cosas diferentes: una estudia hechos científicos y la otra se ocupa de asuntos más "espirituales", pero hace siglos no había distinción entre ambas disciplinas.

Orion se va despidiendo de nuestros cielos, poco a poco nos deja hasta el próximo otoño | Arrecife (Las Palmas)

La leyenda de Ofiuco cuenta que la diosa Artemisa quería vengarse de Orión, quien fanfarroneaba de ser capaz de matar a cualquier ser del mundo animal (entonces no había animalistas ni Twitter, porque menuda le habría caído). Harta de su arrogancia le mandó un regalito: un escorpión que le picó en el talón al chulito, y cayó fulminado por el veneno. Por eso Orión (constelación también) se esconde cuando ve a Escorpio, o sea, según sube por el Este el sistema estelar del bicho, el cazador se esconde por el Oeste.

Precisamente hoy, 18 de diciembre, entramos en Sagitario, y del 30 de noviembre al 17 de diciembre es cuando deberían contabilizarse los nacimientos de aquellos que crean en esto como Ofiucos. En fin, un jaleo astronómico, y no va con segundas.

Porque si metemos esta constelación en el horóscopo no podemos sumar días al calendario, sino que tenemos que restarlos al resto de signos en la duración de su influjo astral. Si el horóscopo fuera totalmente fiel a las constelaciones que nuestro planeta atraviesa en cada época del año, los 13 signos quedarían con las fechas que puedes encontrar más abajo. A mí ya me ha fastidiado y me convierte en Acuario en lugar de Piscis... ¡con lo mal que me llevo con los Acuario!

- Aries: 21 de abril - 13 de mayo

- Tauro: 14 de mayo - 24 de junio

- Géminis: 25 de junio - 20 de julio

- Cáncer: 21 de julio - 19 de agosto

- Leo: 20 de agosto - 14 de septiembre

- Virgo: 15 de septiembre - 31 de octubre

- Libra: 1 de noviembre - 21 de noviembre

- Escorpio: 22 de noviembre - 29 noviembre

- Ofiuco: 30 de noviembre - 17 diciembre

- Sagitario: 18 de diciembre - 19 de enero

- Capricornio: 20 de enero - 15 de febrero

- Acuario: 16 de febrero - 11 de marzo

- Piscis: 12 de marzo - 20 de abril