¿Qué pasa ruidosos? Hay gente que se escandaliza cuando oye que el ajedrez, los esports y otras disciplinas que aparentemente no requieren mucho esfuerzo físico entran en el debate de si son deporte o no. Por si no lo sabías, más de cien países consideran al ajedrez oficialmente como deporte y los esports están en conversaciones para formar parte de las Olimpiadas. Así que... ¿las batallas de gallos podrían serlo también?

¡Pues por qué no! El propio Bnet, ganador de la Red Bull Batalla de los Gallos 2019, confesaba en redes la semana pasada que después del evento necesitaba unos días de reposo, porque el esfuerzo había sido máximo. Para darlo todo no solo hay que tener ingenio, sino una potencia suficiente para molar sobre el escenario, moverse y acompañar las rimas de una presencia entre segura y amenazadora.

El debate está abierto: ¿son o no deporte? Yo tengo una opinión, pero me la guardo para el vídeo, donde además puedes ver argumentos que van más allá de lo físico, como que patrocinadores y marcas comienzan a fijarse en las posibilidades de las batallas. No pierdas detalle, métete en el dilema y ya que estamos, ¡no dejes de hacer ruido!